Qué son los stopover y layover y cómo ahorrar con ellos

Los stopover y layover son dos términos que se utilizan en la terminología aérea para referirse a dos tipos de paradas en un vuelo con varios trayectos, es decir, con una o más escalas.

Sigue leyendo Qué son los stopover y layover y cómo ahorrar con ellos

Compartir es el mejor agradecimiento

Como ahorrar en los viajes

Prohibido gastar en el aeropuertoHe leido en un par de blogs de forma casi simultánea un par de posts muy interesantes acerca de como ahorrar en los viajes. El primero de ellos propone 12 formas de ahorrar reduciendo el nivel de exigencias y comodidades. El otro propone 10 trucos para no gastar (este sitio ha desaparecido) desde la perspectiva de vigilar los gastos en los tiempos muertos que pasamos esperando en aeropuertos, estaciones y demás. Todo parte de este estudio de Eroski. Nosotros no vamos a ser menos y proponemos nuestro decálogo para ahorrar en los viajes.

Nuestros 10 trucos son estos:

  1. Si tienes la posibilidad, cocina tu propia comida. Trata de buscar alojamientos con derecho a cocina y nevera para ahorrar en alimentación.
  2. Aléjate de los lugares turísticos para comer. Cerca de ayuntamientos y lugares dónde la gente suela quedarse a comer a mediodía suelen existir restaurantes baratos.
  3. Aprovecha las ofertas de las líneas aéreas. A veces (especialmente en Europa) es más barato el avión que el tren o el autobús.
  4. Planifica los trayectos. La falta de planificación puede hacer que un vuelo barato se convierta en caro. Mírate bien como llegar desde el aeropuerto al centro de la ciudad, no confies en que en destino te digan que es lo más barato.
  5. Comparte y ahorra. Compartir un taxi es algo que no siempre se acostumbra a hacer y que divide entre 2 o 3 el precio del mismo. Lo mismo con los coches alquilados. Búscate un amigo o amiga.
  6. Alójate en albergues y pensiones. Piensa que más barato significa más días viajando. Además los hostels suelen tener cocina compartida.
  7. Evita gastos superfluos cuando esperas o deambulas por la ciudad. Son pequeños gastos que al final cuentan.
  8. Pasea por la ciudad y evita usar el taxi y el metro. La mayoría de las ciudades no requieren que gastemos dinero en su caro transporte público. Así además se hace ejercicio.
  9. Regatea siempre que puedas. Es increíble lo que se puede conseguir con un poco de psicología incluso en países dónde el regateo no está bien visto.
  10. Baraja la opción de realizar viajes nocturnos de más de 8 horas de duración. Te permitirá dormir durante el trayecto ahorrando las 2 cosas que más valora un viajero: tiempo y dinero.

¿Algo que añadir?

Compartir es el mejor agradecimiento