¿Cuanto cuesta ir de safari en Sudáfrica por libre?

Hoy he estado haciendo un pequeño estudio de cuanto costaría hacer un safari por libre por Sudáfrica, algo similar a lo que hicimos nosotros en Kenia y Uganda. No, no es para nosotros, de momento, es para unos amigos.

La primera sorpresa es lo baratos que son los safaris en Sudáfrica comparados con Kenia, Uganda o Tanzania. Allí, los precios de los safaris hoy en día superan los 100 euros por persona y día, por lo que tratar de montarte un viaje con bajo presupuesto es casi misión imposible. En Sudáfrica, por el contrario, parece una tarea fácil.

Safari en Sudáfrica: precios de las entradas

Sudáfrica tiene casi 100 parques nacionales. No todos son parques con leones, rinocerontes y elefante, sino que muchos de ellos han sido catalogados como parques por tener una microreserva de fauna o flora o por la belleza de sus cañones, como sucede en España.

Dicho esto, Sudáfrica tiene grandes parques y es uno de los 11 países de África dónde todavía se pueden ver a los “big five”. Los parques se agrupan en entidades de conservación que establecen los precios de las entradas y emiten tarjetas anuales que permiten entrar libremente a los parques tantas veces como se desee. Aunque estas tarjetas están pensadas para personas que vivan en Sudáfrica todo el año, un viajero que vaya a pasarse muchos días de safari podría estar interesado en adquirirlas. Básicamente existen dos:

  • Tarjeta SANParks: En su modalidad “International All Parks Cluster” permite acceder a más de 90 parques a viajeros de todo el mundo durante un año. Es la única modalidad que pueden comprar los extranjeros. Cuesta alrededor de 200 euros para una pareja y es con la que podrás entrar en el parque Kruger, el Zebra Mountain, etc.
  • Tarjeta Rhino: Permite entrar en los parques gestionados por KZN Wild Life y en el parque Isimangaliso. Cuesta menos de 20 euros y tiene descuentos en alojamientos dentro de los parques.

Entre ambas tarjetas podrías acceder a todos los parques que Lonely Planet considera el Top 10 de parques de Sudáfrica (se incluyen tanto parques dónde hacer safaris fotográficos, como parques sin animales salvajes peligrosos).

Si a pesar de las ventajas de las tarjetas, no estás convencido o si vas a estar poco tiempo en Sudáfrica, puedes acceder a los principales parques pagando la entrada diaria que suele ser también bastante económica comparada con las entradas de los países del Este de África. Kruger te saldrá por unos 17 euros al día por persona, el Royal Natal, puede salirte por 3 o 4 euros o con alojamiento por menos de 20 euros y otros parques como el Zebra Mountain salen a 10 euros al día.

Y el “cebro” responde...
Y el “cebro” responde…

Alojamiento en un safari en Sudáfrica por libre

En cuestiones de alojamiento y hablando de safaris, como siempre, existen multitud de opciones. En cada Parque Nacional existen opciones gestionadas por el propio parque que no son excesivamente caras. Lo normal es que empiecen por los 30 euros las cabañas.

Otras opciones más económicas, para los viajeros low-cost como nosotros, es acampar en los propios parques. Esa opción, además de más barata, te permite estar en contacto directo con la naturaleza durante toda la estancia en el parque. Personalmente opino que una de las mejores cosas que hicimos en nuestros safaris en Kenia fue acampar. Los sonidos de la naturaleza durante la noche no se olvidan fácilmente. El precio por noche acampando por libre con tu propia tienda es de unos 8 o 10 euros por persona (depende del parque).

Una opción intermedia, sería alojarse en alguna de las ciudades cercanas al parque, pero fuera de este.

Alquiler de vehículo en Sudáfrica

Para montarte un safari por libre en Sudáfrica necesitarás alquilar un coche. Los alquileres en Sudáfrica no son nada caros. No es complicado alquilar un buen 4×4 en Johannesburgo desde tan solo 33 euros al día.

Con esos precios, alquilar un coche para todo un mes es una posibilidad que saldría por unos 1000 euros, es decir 500 euros si vais dos o 250 euros si vais dos parejas. ¡Tirado!

Recuerda que para los alquileres siempre es necesario llevar una tarjeta VISA con un límite alto y varios miles de euros de respaldo porque te bloquean cierta cantidad. No olvides sacarte el carnet de conducir internacional antes de salir.

Otros elementos del safari

En el tema de la comida, los parques de Sudáfrica están mucho mejor equipados que los de Kenia y Uganda, por lo que no será complicado encontrar opciones para comer. Eso sí, el precio puede resultar caro para el estandar mochilero. En estos casos, lo mejor es hacer como hicimos nosotros: cargar el maletero del coche con comida del supermercado y cocinar en el sitio dónde acampes.

Otro elemento que implica cierto coste si no lo tienes ya, es conseguir una buena cámara, reflex a poder ser, con un buen objetivo. Nosotros a Kenia y Uganda llevamos un objetivo de 200 mm y nos faltó “zoom” en algunos momentos. Un 300 o 400 mm hubiera sido un puntazo. En cualquier caso, llevar unos prismáticos es casi obligatorio.

Por último, lo primero que tienes que conseguir es un buen vuelo a Sudáfrica. Los vuelos más económicos a Sudáfrica salen por unos 450 euros (Johannesburgo), así que si ves ese número, estás ante un vuelo económico. Si por cualquier razón, en la época en la que estás mirando no ves vuelos a esos precios y se te sube mucho, mira vuelos a Gaborone (Botswana) que está justo al lado de la frontera y son precios similares, pero más estables.

Compartir es el mejor agradecimiento

Publicado por

Ivan

Si tuviera que explicar de dónde me viene la pasión por viajar, probablemente hablaría de un atlas cartográfico que me regalaron mis padres unas navidades. Me aprendí ese libro casi de memoria. Recorría en sueños lúcidos países, montañas y mares. Fue, sin lugar a dudas, mi primera referencia viajera con 10 años de edad. Luego tardé bastante en empezar a convertir en realidad aquellos sueños. Mis primeros viajes empezaron durante mi etapa universitaria. Eran pequeños viajes a lo largo de la península ibérica que solían durar 2 o 3 días. La causa principal de no viajar antes fue el asunto económico y no haber encontrado entonces ninguna referencia que me explicara que para viajar no hace falta dinero. Quizás de ahí me venga la pasión por explicar que se puede viajar sin apenas dinero. Los viajes de verdad empezaron cuando conocí a Núria y empezamos a viajar juntos. Tuvimos que pasar primero por el amargo trago de viajar en grupo para darnos cuenta que eso no era lo nuestro. Luego empezamos a viajar por libre y nos dimos cuenta de todo el tiempo que habíamos perdido. Más tarde nació Apeadero, primero como forma de volcar todo lo aprendido y todo lo vivido para ayudar a que otras personas pudieran aprovecharse del conocimiento adquirido. Vimos que a mucha gente le interesaba y le era útil nuestro "Apeadero" y fuimos transformando cada vez más el blog en una herramienta útil para los viajeros. Ahora mismo, me encuentro inmerso en el mayor proyecto viajero de mi vida: la Vuelta al Mundo en Tren que me llevará durante todo el año 2017 a viajar por los 5 continentes en el medio de locomoción que dio nombre a este blog: el tren.

2 comentarios sobre “¿Cuanto cuesta ir de safari en Sudáfrica por libre?”

  1. Hola! Mi nombre es Camila,me gustaría saber de dónde puedo sacar la información y los precios que se nombran en el artículo. Además si se reserva con anticipación y cómo hacerlo. Ya que todas las opciones que vimos de agencias ofrecen precios mucho más elevados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *