Deambulando por Cracovia

El trabant es el coche típico de los paises del estePor hacer algo, decidimos dedicar la mañana a visitar Nowa Huta que es la parte de la ciudad que levantó el gobierno polaco durante su periodo socialista para atraer obreros a la ciudad ya que Cracovia siempre ha sido una ciudad eminentemente burguesa. En la oficina de turismo nos habían dado indicaciones de como llegar (tranvía número 4) y un mapa de la zona que contenía un recorrido turístico.

Sigue leyendo Deambulando por Cracovia

Compartir es el mejor agradecimiento

Dónde comer en Cracovia

La puerta del restaurante, el interior es realmente bonito, con mesas y sillas de madera imitando un bosque (relativamente).Cracovia tiene muchos y muy buenos restaurantes baratos, de hecho, el concepto “barato” aquí es casi anecdótico, dado que casi todos los sitios son muy baratos en comparación con sus equivalentes en países del oeste de Europa (Francia, España, Inglaterra…)

Sigue leyendo Dónde comer en Cracovia

Compartir es el mejor agradecimiento

Visitas guiadas gratuitas en Cracovia

La plaza del Rynek de Cracovia es uno de los lugares más encantadores de Polonia.Supuestamente, según lo planificado el día de hoy iba a estar dedicado a visitar las minas de sal, pero Carolina que había ido el día anterior nos advirtió del precio de la entrada, cerca de 17€ al cambio, lo cual nos parecía excesivo para lo que esperábamos encontrar. Así que decidimos que no íbamos. El problema es que nos habíamos recorrido la ciudad entera el día anterior (con más ganas que acierto, eso sí) y no sabíamos que hacer. Entonces, Nuria comentó que le sonaba que existían visitas guiadas gratuitas en Cracovia iguales que las que anteriormente habíamos hecho en Berlín, Londres y otras ciudades.

Sigue leyendo Visitas guiadas gratuitas en Cracovia

Compartir es el mejor agradecimiento

Callejeando por Cracovia

Bienvenidos a CracoviaAunque nos habíamos planteado hacer un día light descubriendo Cracovia, la verdad es que terminamos recorriendo toda la ciudad y llegando molidos al hostel.

El día empezó con un desayuno a base de tostadas (mantequilla o mermelada) y cereales en el hostel (había leche, pero no vimos ni café ni cola-cao o similares). Salimos un poco tarde, pero empezamos a patearnos la ciudad, empezando por el Rynek (el ayuntamiento y una de las mayores plazas de Europa) y continuando por el Castillo (Wawel), aunque sin entrar en ninguna de las partes de pago. A medio día ya estábamos bajando hacía el barrio judío y recorriendo sus calles sin demasiado atino (es complicado saber qué es lo que hay que ver). Casi a las 3 de las tarde cruzábamos a la otra parte del río Vístula y callejeábamos por la Cracovia austriaca (ya que según nos contaron en principio fue un ciudad espejo que crearon los austriacos durante el periodo de dominación del país).

Sigue leyendo Callejeando por Cracovia

Compartir es el mejor agradecimiento

Auschwitz

Decir Auschwitz es decir campo de concentración, prisión, nazis, genocidio...Tras una ducha nos vamos corriendo a la estación de trenes. Allí, Ivan desayuna (chocolate de máquina 1’80 PLN, junto a unas galletitas que traíamos de Alicante) mientras esperamos a que las pantallas nos digan a que andén debemos ir. El desayuno es interrumpido por la megafonía que grita un mensaje en polaco en el que creemos escuchar las palabras “Krakow Glowny”. Mucha gente empieza a correr y a nosotros nos entra el pánico ya que el mensaje no se ha reflejado en las pantallas. Preguntamos a una chica joven que sabe inglés y nos dice que nuestro tren sale de la plataforma 2. Corremos ya que todo el mundo lo hace y llegamos al tren justo antes de salir (8:26).

Sigue leyendo Auschwitz

Compartir es el mejor agradecimiento